GuidePedia

Prensa.Voluntad Popular/José Miguel Pazos
Fotos: Antonio “El Tigre” Rodríguez 
 El coordinador nacional encargado de Voluntad Popular, diputado Freddy Guevara, ratificó que las conversaciones exploratorias iniciadas este domingo por otros partidos de la Unidad Democrática no implican de ninguna manera el abandono de la agenda de la MUD para el cambio. La ruta contempla en primer lugar  la activación del juicio político a Nicolás Maduro, en segundo lugar la declaración del abandono del cargo y en tercer lugar la marcha cívica al Palacio de Miraflores el próximo jueves 3 de noviembre para comunicar a Nicolás Maduro la decisión tomada por la Asamblea Nacional y el pueblo de Venezuela.

“El día de hoy nuestro mensaje está dirigido a todos los venezolanos que se llenaron de esperanza cuando la Unidad Democrática anunció la hoja de ruta para el cambio el pasado miércoles 26 de noviembre. El día de ayer muchos venezolanos se preguntaron ¿continúa la Unidad? ¿sigue la marcha a Miraflores? La respuesta a ambas preguntas es que sí, continúa la Unidad Democrática y sigue la marcha al Palacio de Miraflores el próximo jueves 3 de noviembre, donde millones de venezolanos, vestidos de blanco, le notificaremos a Nicolás Maduro su falta absoluta”.

Guevara aseguró que la tolda naranja respeta la posición de algunos partidos de la Unidad Democrática que decidieron que este momento es apropiado para iniciar un proceso de diálogo. No obstante, señaló que actualmente no están dadas las condiciones necesarias para ello puesto que el régimen de Nicolás Maduro no ha cumplido con ninguna de los requisitos señalados por la Unidad Democrática. Guevara Indicó también que ningún proceso de diálogo con un régimen dictatorial puede iniciarse sin el acompañamiento del pueblo en las calles, por lo que reiteró el llamado para que los venezolanos tomen masivamente las calles de Caracas el próximo 3 de noviembre.

“Nosotros desde Voluntad Popular respetamos la posición de los otros partidos de la Unidad Democrática, pero no vamos a sentarnos en una mesa de diálogo cuando las condiciones no están dadas, porque ellos no han abierto el canal humanitario, no han liberado a nuestros presos políticos y mataron al referendo revocatorio. Un diálogo sincero tiene que tener unas condiciones claras y unos objetivos que resulten en el beneficio de todos los venezolanos, y tiene que estar acompañado por el pueblo en la calle. Hay que dejarles una cosa clara a los venezolanos, queremos reiterarles que el camino es la lucha no violenta y la protesta cívica de calle para lograr el cambio este 2016. Por ello pedimos a todos los venezolanos que quieren cambio a poner todas nuestras energías en lo que nos une, y no en lo que nos separa, y a concentrar toda nuestra fuerza en la convocatoria histórica del pueblo de Venezuela a marchar este 3 de noviembre al palacio de Miraflores”.

Finalmente, el también presidente de la Comisión Permanente de Contraloría de la Asamblea Nacional indicó que el responsable de cualquier acto violento que pueda suceder durante o después de la marcha a Miraflores es responsabilidad exclusiva de Nicolás Maduro. “Es el régimen quien tiene las armas, no la oposición. Si algo es seguro es que de nuestra parte no vendrá ningún acto violento, porque lo que proponemos es una marcha que a través de la lucha no violenta impulse el cambio pacífico, democrático y constitucional”.
 
Top