GuidePedia

Prensa. bancaynegocios.com/
El indicador que refleja la cotización no oficial del precio del dólar en Venezuela ha prolongado su caída esta semana. Esta paridad, que influye en la formación de precios de productos que se importan sin acceso a divisas preferenciales, venía mostrando un impulso constante desde el último trimestre de 2016, con leves retrocesos. Lectura recomendada: ¿Qué esperar tras el aparente derrumbe del dólar paralelo?

Sin embargo, el actual comportamiento obedece a un fenómeno estacional que se presenta cada mes de marzo. De ahí que haya expectativas notables sobre lo que puede ocurrir con su fluctuación el resto del mes y a partir de abril. A continuación se detallan cinco aspectos relevantes respecto a la caída del dólar paralelo, sin dejar de lado la poca transparencia que caracteriza a este mercado en el que no es posible medir los volúmenes exactos ni cantidad de transacciones realizadas:

El pago del ISLR: Tradicionalmente el sector corporativo “quema” parte de sus divisas poco antes de la fecha tope para el pago del Impuesto Sobre la Renta de manera de conseguir los fondos en bolívares para cumplir con este compromiso tributario. Por lo tanto, la oferta se dispara y el precio tiende a bajar. Como es costumbre en Venezuela, es de esperar que se mantenga esta práctica al menos hasta la fecha máxima para la cancelación de dicho impuesto, el próximo 31 de marzo.

Expectativas de rebote: Se espera que una vez concluido el periodo para el pago antes mencionado el dólar paralelo retome su nivel de precios anterior e incluso pueda proyectarse más al alza. Este posible “rebote” se ha registrado de igual manera en ocasiones anteriores, cuando el dólar negro retomó el comportamiento alcista tras etapas de descenso.

La disponibilidad de divisas: Las reservas internacionales permanecen invariablemente en el orden de los 10 millardos de dólares, por lo que no es de esperar que se produzca una inyección de liquidez que permita atender la demanda represada por dólares en el corto plazo, aun cuando puede haber anuncios oficiales que se esperan desde el mes de febrero con respecto al funcionamiento del esquema cambiario, tras más de 15 años de estricto control. Adicionalmente, fuentes consultadas han confirmado que existe una limitación coyuntural en la demanda de divisas que está afectando en el mismo sentido la cotización del dólar hacia la baja.

El vencimiento de los bonos: El mes entrante, Pdvsa enfrenta su mayor compromiso crediticio del año, debido al cual deberá cancelar más de 2,5 millardos de dólares a tenedores del bono PDV2017. Esta deuda es el principal foco de la empresa estatal, generadora de la mayor parte de los ingresos en divisas de la República.

Medidas pendientes: No se han producido medidas de fondo conducentes a una corrección de los tipos de cambio oficiales que los acerque al precio del paralelo, ni señales de que se pueda producir una unificación cambiaria. Esta decisión postergada en el tiempo y rechazada generalmente por las autoridades económicas es considerada por los analistas como la única vía para alcanzar la estabilidad en el ámbito cambiario y la reducción sostenible del precio del billete verde.

 
Top