GuidePedia

Prensa. elestimulo.com
La cifra de detenciones y de allanamientos registrados en diversas zonas del estado Carabobo, continúa en aumento –aunque no se conoce con precisión el número exacto-, luego del asalto al Fuerte Paramacay, que ocurrió en horas de la mañana del domingo 6 de agosto en Naguanagua. Los organismos de seguridad e inteligencia del estado se mantienen muy activos. Incluso, este martes continuó el sobrevuelo de varios helicópteros en el área metropolitana de Valencia.

Uno de los casos más emblemáticos es el del general de Brigada del Ejército en situación de retiro, Guillermo Rangel López, que fue Comandante de la 41 Brigada Blindada del Ejército hasta el año 2002. Su detención se produjo el domingo en la mañana en las cercanías de la Redoma de Guaparo, en Valencia, en medio de una manifestación de ciudadanos que salieron a observar lo que ocurría en el Fuerte Paramacay.

Rangel López iba en una moto junto a Federico Troconis Cárdenas. Según testigos, miraban desde la zona los hechos, como tantos otros, cuando los apresó el Servicio Bolivariano de Inteligencia Nacional (Sebin), aproximadamente a las 9:00 AM. Desde el domingo y hasta el lunes, sus familiares y abogados desconocían el paradero de ambos hombres. Sin embargo, este martes pudieron conocer que se encuentran en la Base Territorial del Sebin en Naguanagua.

Este mismo organismo de inteligencia policial visitó en dos oportunidades la residencia del general Rangel López, ubicada en la calle Los Caobos del Trigal Sur en Valencia. De allí se llevaron el lunes su arma de reglamento y una computadora, según versiones de familiares.

Este martes, se supo que el Sebin también fue el lunes a la casa de Troconis Cárdenas en la misma zona de El Trigal. Allí detuvo a la esposa, Vanessa Naranjo de Troconis, quien sería presentada en una audiencia distinta a la de su pareja. Rangel López ocupó en 2001 el cargo de sub-Jefe de la Casa Militar, durante el mandato del ex presidente Hugo Chávez. Luego fue Comandante de la 41 Brigada en Carabobo y de allí salió en 2002 como agregado militar en Surinam.

-Más allanamientos-
 En horas de la tarde del martes, el Sebin realizó allanamientos en varios sectores de Valencia. De la urbanización La Isabelica se llevaron detenido a Omar Escalante, presidente de FetraCarabobo. También efectuaron procedimientos en la urbanización Las Chimeneas, al norte de la ciudad.

Asimismo se conoció que una comisión del Sebin se presentó en la Casa Don Bosco, ubicada en la Redoma de Guaparo en Valencia. Es una casa de albergue de niños y adolescentes, muchos de los cuales estaban en situación de calle. Allí funciona también la Iglesia Nuestra Señora de los Dolores.

-Aumenta cifra de detenidos-
 Mayela Fonseca, integrante del Foro Penal Venezolano en Carabobo, informó que hasta el lunes en la noche contabilizaron 25 detenciones que se produjeron en las manifestaciones de calle suscitadas tras los hechos del domingo en el Fuerte Paramacay (Naguanagua)  y en allanamientos por esta misma causa.

De ellos, nueve fueron liberados y los otros 16 esperan por la audiencia de presentación ante un tribunal militar constituido en el Destacamento de Seguridad Urbana de la Guardia Nacional en Ciudad Chávez, al sur de Valencia, uno de los sitios donde han realizado numerosas audiencias militares a civiles desde que se implementó en Carabobo el llamado Plan Zamora a comienzos del mes de mayo, luego de tres días de saqueos y disturbios.

Algunos de los aprehendidos permanecen en Ciudad Chávez, otros en el Sebin en Naguanagua, unos en la División General de Contra Inteligencia Militar y uno más está recluido en una clínica privada en Valencia, confirmaron abogados y familiares a El Estímulo.

-Consejo Legislativo condenó hechos en Fuerte Paramacay-
 El Consejo Legislativo del estado Carabobo aprobó este martes un acuerdo de cámara que condena  “el ataque terrorista suscitado en la instalación militar de la 41 Brigada Blindada”.   Este parlamento, de mayoría oficialista,  resolvió apoyar a la Fuerza Armada Nacional Bolivariana, como garante de la institucionalidad en defensa de la soberanía.

El legislador del Partido Socialista Unido de Venezuela,  José Manuel Flores, dijo que se trata de una guerra “por parte de la oligarquía que profundiza su acelerado paso (…) para ahorcar a un pueblo y derrotar un proyecto, que es apoyado por ese pueblo que tuvo la osadía de creer en su herencia cultural de unidad y justicia”.

 
Top