GuidePedia

Prensa. ShareAmerica
Estados Unidos está expandiendo una iniciativa que ya ha ayudado a más de 480 millones de personas que estaban en riesgo de contraer paludismo (malaria), una enfermedad que puede ser mortal y es transmitida por la picadura de un mosquito infectado.

Cuatro países africanos: Camerún, Costa de Marfil, Níger y Sierra Leona; comenzarán programas apoyados por Estados Unidos para la prevención y el tratamiento de la malaria, mientras que un programa estadounidense existente en Burkina Faso aumentará, anunció recientemente la Agencia de Estados Unidos para el Desarrollo Internacional (USAID). “Ahora contribuimos a la prevención y control eficaz de la malaria para más de 500 millones de personas desde el Sahel hasta … el sur de África”, dijo el administrador de USAID, Mark Green.

El esfuerzo se llama Iniciativa del Presidente de Estados Unidos contra la Malaria, iniciada en 2005. Con la incorporación de estos países, la iniciativa de Estados Unidos tendrá programas en 24 países del África subsahariana, donde la malaria sigue siendo un importante problema de salud pública.

“Hemos invertido en mejores condiciones de salud y oportunidades en todo el mundo a través de programas como … la Iniciativa del Presidente contra la Malaria”, dijo el presidente Trump el 19 de septiembre ante la Asamblea General de la ONU. Estados Unidos ha contribuido activamente a las actividades mundiales contra la malaria desde la década de 1950, y en la actualidad es el mayor donante en el esfuerzo mundial para erradicar la enfermedad.

Aunque prevenible y tratable, la malaria enferma a millones de personas cada año con su dolorosa fiebre, dolor de cabeza y escalofríos. Se calcula que 190 millones de africanos contrajeron la enfermedad en 2015. El continente representa alrededor del 90 por ciento de todos los casos en todo el mundo, según la Organización Mundial de la Salud. Casi 394.000 africanos murieron, en su mayoría niños menores de 5 años.

La Iniciativa del Presidente contra la Malaria trabaja con países y otras organizaciones para ayudar a las comunidades locales a prevenir la malaria mediante el suministro de estos artículos y servicios:

Mosquiteros tratados con insecticida que cubren las camas para proteger a las personas mientras duermen. Fumigación en interiores que aplica insecticida de manera segura a las paredes y techos en los que es probable que descansen los mosquitos portadores de malaria. Medicamentos contra la malaria durante la temporada de malaria (la temporada de lluvias entre junio y septiembre).

La iniciativa también impulsa los sistemas de salud de los países y mejora el diagnóstico de malaria y los servicios para tratamiento con fármacos. “La lucha contra la malaria funciona a través de asociaciones sólidas, públicas y privadas, Estados Unidos y la mayoría de los países”, dijo Green. “Esto no es algo que ninguno de nosotros pueda hacer solo”.

 
Top