GuidePedia

Como si se tratara de una tradición navideña el régimen de Nicolás Maduro anunció este martes la intervención de la cadena de tiendas de autoservicio de ventas al por mayor de insumos comerciales Makro, aduciendo que en algunas sucursales condicionan la venta a usuarios.
Prensa. LaPatilla.com
Este año el encargado del nuevo zarpazo rojo fue el superintendente nacional para la Defensa de los Derechos Socioeconómicos (Sundde), William Contreras, quien agregó que solicitaron al Ministerio Público abrir una investigación a esta empresa por irregularidades con respecto a los compromisos laborales hacia sus trabajadores.

El anuncio se hizo en vísperas de la temporada navideña, tal como en 2016, cuando el gobierno decomisó más de tres millones de juguetes de la empresa Kreisel para “alegrar” las navidades de los niños “de la patria” o cuando en 2013 Maduro ordenó la ocupación de la red de tiendas Daka y que todos los productos se pusieran a la venta de inmediato a precios justos, un triste episodio conocido como el Dakazo.

Argumentando una supuesta “ofensiva económica”, Nicolás lanzó una lapidaria frase que fue secundada por miles: “Yo he ordenado inmediatamente la ocupación de esa red y sacar los productos a la venta del pueblo a precios justos, que no quede nada en los anaqueles, que no quede nada en los almacenes”.

El escenario fue caótico a continuación, interminables colas para comprar a precios exageradamente bajos televisores, cocinas, neveras y demás productos en todas las sucursales de Daka en todo el país.vMientras que en comercios más pequeños, los más bajos instintos salieron a flote con saqueos de los que muchos comerciantes no pudieron recuperarse. A escasos 19 días de las elecciones municipales Nicolás sacó la vieja carta empapada de populismo con la que tal vez busca asegurar un número importante de alcaldías rojas rojitas.
 
Top