Fiscalía en Monagas abre averiguación contra protestas de enfermeros, médicos y pacientes por “instigación al odio”.

Prensa. Efecto Cocuyo.
Instigación al odio. La Fiscalía Décimo Novena del Ministerio Público en Monagas abrió una investigación contra las protestas que enfermeros, médicos y hasta pacientes realizan en el Hospital Universitario “Dr. Manuel Núñez Tovar” (Humnt) de Maturín desde hace tres semanas.

Así lo dio a conocer la Gobernación de la entidad en un boletín de prensa, donde señalan que la fiscal Milenys Coromoto Astudillo, con competencia en materia Contencioso Administrativo y Derechos y Garantías Constitucionales, dirige este proceso.

Los supuestos delitos de esta investigación penal son “instigación al odio, manipulación y sustracción de evidencia de un caso penal y obstaculización al libre tránsito“, por la presunta “injerencia desmedida de estos actores políticos vinculados a la oposición y que buscan desestabilizar el sistema público de salud“, dice la nota.

Además señala a dirigentes de los partidos políticos Acción Democrática, Primero Justicia, Voluntad Popular y Vente Venezuela que alientan de forma “reiterada para que un grupo de médicos y enfermeras se nieguen a cumplir con sus responsabilidades laborales”.

Esta es la respuesta del Ejecutivo regional, a través del Instituto de la Salud del estado Monagas (Insamonagas) a la protesta que este miércoles 25 de julio realizaron los pacientes de Traumatología del Humnt que salieron a las calles, y en sillas de ruedas y camillas cerraron la avenida Bicentenario, frente al hospital para pedir que los operen porque llevan más de dos meses esperando una intervención quirúrgica.

No han sido notificados
Ante esto, el presidente del Colegio de Médicos en la entidad, Hugo Febres, reiteró que ellos mantendrán su protesta con paro indefinido, porque es una convocatoria de la Federación Médica Venezolana y no de ningún partido político. Criticó que en vez de resolver la falta de medicinas, insumos y darle respuesta a los pacientes, las autoridades amenacen a médicos, enfermeros y ahora hasta a los enfermos.

“Los pacientes salieron por su cuenta a protestar pidiendo por su salud. Nosotros estamos atendiendo un llamado de la Federación Médica Venezolana, fue la federación la que decidió un paro indefinido. Pretenden culparnos a nosotros, los culpables son los que tienen que suministrar los insumos“, explicó.

Los médicos y enfermeros se concentran desde hace tres semanas a las puertas del Humnt para reclamar, como en el resto del país, mejoras salariales, dotación de hospitales y siguen a la espera de una respuesta del Gobierno nacional. Febres añadió que también han protestado y realizado asambleas en otros hospitales de Maturín como el José María Vargas en Los Guaritos y el José Antonio Serres de Las Cocuizas.

Hasta ahora, ni a él ni a ningún otro médico le han hecho llegar una citación del Ministerio Público por esa investigación.

Amedrentamiento no instigación al odio
Por su parte, la concejal Mercedes Adrián, quien en su cuenta Twitter se hace eco de las denuncias de los pacientes y el personal de la salud, reiteró que ese amedrentamiento no es nuevo y ya lo vivió el diputado a la Asamblea Nacional, José Manuel Olivares, quien junto a su familia debió salir del país por amenazas contra su esposa. La edil dijo que el pasado miércoles, como parte de la acción social que realizan al llevar medicinas y alimentos a niños con desnutrición en el Núñez Tovar, se sorprendieron al ver a los pacientes bajar de los pisos para manifestar.

“Los que están es tratando de amendrentarnos para que nosotros no alcemos nuestra voz para denunciar las irregularidades que hay en el hospital, que son públicas y notorias”. A ella tampoco le ha llegado citación alguna, a pesar de que el periodista de Insamonagas el miércoles 25 la grabó y cruzó con ellas unas palabras, en las que la acusaba de motivar las protestas.

La coordinadora de la asociación civil Conciencia Ciudadana, Marlene Rodríguez, también cuestionó la investigación que pretenden abrir en contra de dirigentes políticos, personal de salud y pacientes. “Nadie está haciendo instigación al odio, están ejerciendo un derecho en la Constitución. Están buscando culpables para justificar su ineficiencia e incapacidad“, afirmó.
Share on Google Plus

About Eduardo Galindo Producciones. Email: galineduardo@gmail.com

    Blogger Comment
    Facebook Comment